La Gobernación del Cesar estuvo en Brasil para replicar proyectos exitosos de irrigación

Hasta el estado de Ceará, en el noreste de Brasil, que cuenta con uno de los sistemas de gestión de recursos hídricos más sólidos de ese país, y según el Banco Mundial, pionero y modelo a seguir en Latinoamérica, se trasladó una comisión del Gobierno del Cesar, conformada por el secretario de Agricultura, José Francisco Sequeda, y el director del CDT, José Emilio Osorio, a fin de conocer la experiencia exitosa de ese ente territorial en procesos de irrigación, con miras a replicarla, a través de la planificación y formulación de proyectos para impulsar, desde el gobierno departamental, el desarrollo rural en este territorio.

Hay que entender que, para poder avanzar, necesitamos de la ciudadanía y el sector privado para alcanzar el desarrollo económico, la generación de riqueza, la industrialización y la generación de oportunidades de empleo.  Se han activado obras públicas para vías terciarias por cerca de mil kilómetros y cerca de dos billones de pesos; también, una gran inversión en educación con nuevas universidades como la Nacional y 336 nuevas aulas escolares, varios hospitales, agua potable y escenarios deportivos. Se está activando el desarrollo social, pero las marcas locales, la industria y las empresas locales son muy pocas y sin ellas será imposible el desarrollo económico y la superación de la pobreza. Este gobierno le apuesta a parques industriales y a los proyectos productivos en todos los sectores, que ayuden a generar nuevos empresarios locales generadores de empleo.

El secretario de Agricultura del Cesar, José Francisco Sequeda, indicó que “iniciamos la visita en la Secretaría de Recursos Hídricos de Ceará, siendo atendidos por el secretario Robeiro Montero, quien nos ilustró con una amplia presentación acerca de los canales de irrigación que iniciaron desde 1994 y que se consolidan en más de 156 grandes reservorios, donde solo uno de ellos es 18 veces más grande que toda nuestra ciénaga de Zapatosa”.

El estado de Ceará cuenta, además, con más de 100 mil reservorios, aproximadamente, de menor capacidad. Hoy tienen un sistema de conducción con más de 1.500 kilómetros incluyendo sus canales de interconexión. “Es una experiencia maravillosa, que sin duda se constituye en un ejemplo a seguir en nuestro departamento, que cuenta con una gran riqueza hídrica, con los ríos que nacen en la Sierra Nevada de Santa Marta, la Serranía del Perijá; y la ciénaga de Zapatosa, el complejo de agua dulce más grande de Colombia”, sostuvo el funcionario.

La vicegobernadora del estado de Ceará, Jade Romero, también le dio la bienvenida al Cesar a ese territorio en Brasil. Uno de los puntos más importantes abordados en la reunión es que ellos han replicado varios modelos colombianos para el desarrollo de su región. “Manifestó la disposición de continuar con el intercambio de experiencias, inclusive de manera más formal a través de la posible suscripción de un memorando de entendimiento, donde se incluya diversas líneas de trabajo, como, por ejemplo, negocios agropecuarios, sistemas de riego, energía, entre otros”, indicó el director del CDT del Cesar, José Emilio Osorio.

AGRONEGOCIOS, LA GRAN APUESTA

El estado de Ceará, con 1.600.000 hectáreas aptas para riego, de las cuales 84.000 cuentan con sistema de irrigación, le apuesta al desarrollo de agronegocios. Esta es otra de las experiencias compartidas con el Cesar, desde la Secretaría de Desarrollo Económico, entregando detalles de los productos agrícolas, como banano, melón, sandía y mango, entre otros, que se producen para el mercado nacional e internacional.

El propósito de ese gobierno es llegar a las 200.000 hectáreas con sistemas de irrigación en menos de 5 años; para ello, realizaron un estudio con el Banco Mundial, a fin de determinar la necesidad del agua por cada tipo de cultivo.

Uno de los aspectos más relevantes abordados en la visita fue conocer que tienen un Catastro Único para identificación y caracterización de cada uno de los campesinos del estado, lo cual sirve para la toma de decisiones teniendo en cuenta las necesidades en común. Para que un campesino reciba algún beneficio debe estar debidamente registrado en el catastro.

“Allí nos manifestaron que tienen más de 300.000 campesinos registrados, donde por ejemplo se incluye información fundamental como todos los pequeños reservorios que existen en el estado, los cuales ascienden a unos 100.000. Con base en la información del catastro, estructuraron el programa luz para todos; en 2003, pasó de una cobertura de 32% a más de 90%”, señaló el secretario José Sequeda.

Otra de las experiencias exitosas la constituye el proyecto Tabuleiros De Russes, en el que el gobierno compró 16.000 hectáreas, las adecuó y construyó todo un sistema de canales con el diseño eléctrico necesario, así como también las vías, la seguridad y administración tipo condominio, y luego sacó a la venta lotes de al menos 8 hectáreas cada uno, donde tenían prioridad los campesinos a quienes les habían comprado las tierras.

Lo anterior con el principal objetivo de convertir las tierras más productivas accediendo al agua de manera permanente, lo cual es clave para garantizar la cosecha que requiere el mercado nacional e internacional, pero además con el propósito de avanzar en la soberanía y seguridad alimentaria.

“Visitamos un campesino, caso de éxito, que empezó con 8 hectáreas y ahora tiene más de 100, donde usa sistemas de riego tipo pivote central, con lo cual puede diversificar su producción sacando dos cosechas por año”, narró Sequeda.

AGRICEL, LA PUNTA DE LANZA EN CESAR

Precisamente, el sistema con pivote central, es el que viene implementando la Gobernación del Cesar como una apuesta para mejorar la productividad a través del uso eficiente del agua, a través de estos sistemas de riego exitosos.

Se trata del proyecto AgriCel, o Células de Desarrollo Agrícola, por el gobernador Luis Alberto Monsalvo, en la vereda El Toco, jurisdicción del municipio de San Diego, consistente en tecnología de pivote central, con reserva de agua, en esquema asociativo y con un aliado comercial que garantice la compra del producto final.

Fue perfilada como la primera política pública del país con tecnología de punta para la reactivación integral del campo, para generar productividad, competitividad, empleos e ingresos que mejorarán la disponibilidad y el manejo del recurso hídrico en épocas de sequía, a través del aprovechamiento de las zonas potenciales de agua subterránea en reservorios.

AgriCel, que busca irrigar 400 hectáreas, es la apuesta del Cesar para superar la pobreza, dinamizar la economía agrícola, sobre todo en el contexto actual marcado por el cambio climático y la escasez de recursos hídricos, teniendo un papel fundamental para garantizar además la seguridad alimentaria.

Pero además de seguir impulsando a AgriCel, la visita a Brasil dejó una serie de compromisos camino a la consolidación de los sistemas de riego; se trata de la actualización del Plan de Irrigación, construido en 2018 con USAID; la construcción del modelo de operación; convertir el plan y el modelo de operación en política pública, a través de ordenanza, tal como lo hicieron en Brasil, e iniciar la ejecución del plan de irrigación con el modelo de operación.

“El equipo de gobierno del estado de Ceará está muy abierto a continuar trabajando con el equipo de gobierno del Cesar, ellos han entendido que tenemos muchos aspectos en común y manifiestan toda su disposición para contribuir con nuestro desarrollo a partir del intercambio de experiencias”, puntualizó el secretario de Agricultura, José Francisco Sequeda.

Ver también

Cuatro colombianos en el XI ideal de las semifinales de la Copa América

La Selección Colombia ha logrado un histórico regreso a la final de la Copa América …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *